La Secretaría de la CITES celebra la Resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas para luchar contra el tráfico ilícito de fauna y flora silvestres

Únicamente para uso de los medios de comunicación;
no se trata de un documento oficial.

 

COMUNICADO DE PRENSA

La Secretaría de la CITES celebra la Resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas
para luchar contra el tráfico ilícito de fauna y flora silvestres

La Asamblea General de las Naciones Unidas alienta a los Estados Miembros a tomar medidas decisivas para evitar,
combatir y erradicar el comercio ilegal de vida silvestre dentro del marco jurídico internacional existente

 

Ginebra/Nueva York, 30 de Julio de 2015. Preocupada por la gravedad y la creciente magnitud de la caza y el comercio ilegales de fauna y flora silvestres y sus efectos económicos, sociales y medioambientales adversos, y manifestando especial preocupación respecto del aumento constante de la caza furtiva de rinocerontes y los alarmantes niveles de matanza de elefantes en África, la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó hoy una resolución para “Luchar contra el tráfico ilícito de flora y fauna silvestres”.

La Resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas expresa preocupación respecto de que el tráfico ilegal de especies de fauna y flora silvestres protegidas, en algunos casos se ha convertido en una forma cada vez más sofisticada de delincuencia transnacional organizada, lo que representa una amenaza para la salud y la seguridad, la buena gobernanza y el desarrollo sostenible de los Estados.

Al recibir con beneplácito la Resolución, el Secretario General de la CITES, John E. Scanlon declaró que “la adopción de esta Resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas refleja el aumento de la preocupación política respecto de los efectos devastadores de la caza furtiva y el comercio ilegal de vida silvestre. Es especialmente importante para reforzar la decisión política de combatir estos delitos graves.”

“El Grupo de las Naciones Unidas de 25 miembros de Amigos ante la Caza Furtiva y el Tráfico Ilegal de Vida Silvestre, que se formó en Nueva York en diciembre de 2013 y que ha sido presidido conjuntamente por Gabón y Alemania, fue clave en la preparación del borrador de la resolución. Los dos eventos paralelos de alto nivel sobre la caza furtiva y el tráfico ilegal de vida silvestre organizados en conjunto por Gabón y Alemania en septiembre de 2013 y en septiembre de 2014, coincidiendo con la Asamblea General de las Naciones Unidas colaboraron para allanar el camino hacia la adopción de esta Resolución en el día de hoy,” agregó Scanlon.

La Resolución de la Asamblea General de la ONU solicita medidas nacionales firmes y estrictas, además de una respuesta global y regional mejorada. Apunta tanto a la demanda como a la oferta, lo que incluye fortalecer la legislación necesaria para la prevención, investigación, acusación de delitos, el tratamiento de determinados delitos contra la vida silvestre como delitos graves, la decisión de considerar los delitos de comercio ilegal de vida silvestre como “delitos determinantes” a los efectos de los delitos de lavado de dinero, el apoyo al intercambio de evidencias entre Estados y tomar medidas para prohibir, evitar y luchar contra la corrupción.

Evento paralelo a la Asamblea General de las Naciones Unidas organizado por Alemania
y Gabón, Nueva York, 26 de septiembre de 2013.

Solicita que los Estados reduzcan la demanda ilegal de productos derivados de la flora y fauna silvestres utilizando estrategias orientadas a influenciar el comportamiento del consumidor, destaca que la protección de la vida silvestre debe formar parte de un abordaje amplio para lograr, inter alia, el desarrollo sostenible y ecosistemas sustentables, y alienta a los Estados a desarrollar medios de sustentos alternativos y sostenibles para las comunidades afectadas, de manera que puedan beneficiarse de la vida silvestre y la naturaleza.

La Resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas reconoce el marco legal que ofrece la CITES y su importante función, además de la importancia de otras convenciones internacionales relacionadas con la biodiversidad. Reafirma la eficacia y el marco jurídico provisto por la Convención de las Naciones Unidas contra el Delito Transnacional Organizado y la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción. También reconoce la función del Consorcio Internacional para Combatir contra los Delitos contra la Vida Silvestre (ICCWC) para proveer asistencia técnica a los Estados a fin de combatir el comercio ilegal de vida silvestre.

 

Eventos y medidas clave para combatir el comercio ilegal de vida silvestre

La adopción de la Resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas corona una cantidad de eventos y medidas clave que se han tomado a fin de combatir el comercio ilegal de vida silvestre a niveles nacionales, regionales y globales. Haga clic aquí para obtener un resumen de estos eventos y medidas clave.

Más información sobre la Resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas

La Resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas, que cuenta con 18 párrafos preambulares y 17 operativos, incluye textos que, inter alia:

Solicita a los Estados Miembros que tipifiquen el tráfico ilegal de especies de fauna y flora silvestres protegidas en el que estén involucrados grupos delictivos como un delito grave, de acuerdo con la legislación nacional y el artículo 2 (b) de la Convención de las Naciones Unidas contra el Delito Transnacional Organizado. También reconoce el importante trabajo del ICCWC, un esfuerzo de colaboración entre cinco organizaciones intergubernamentales que ofrecen apoyo técnico a los Estados.

Reconoce el marco jurídico y la importante función de la CITES que se ubica entre el comercio, el medio ambiente y el desarrollo, para alentar la conservación y el uso sostenible de la biodiversidad al garantizar que ninguna de las especies que forme parte del comercio internacional esté en riesgo de extinción.

Alienta a todos los Estados Miembros de las Naciones Unidas a adoptar medidas eficientes para evitar y contrarrestar el tráfico ilegal de flora y fauna silvestre o sus productos, solicita a los Estados parte de la CITES que tomen las medidas necesarias para garantizar una implementación completa y efectiva de sus obligaciones en virtud de la CITES e invita además a los Estados Miembros de las Naciones Unidas que aún no sean parte de la CITES a que consideren adoptarla.

El texto completo de la Resolución está disponible en los 6 idiomas oficiales  (árabe, chino, inglés, francés, ruso y español).

Véase también:

Nota a los Redactores: Para más información, póngase en contacto con Liu Yuan en el teléfono +41 22 917 8130, o por correo electrónico yuan.liu@cites.org.

Acerca de la CITES
 
Con 181 Estados Miembros, la CITES sigue siendo uno de los instrumentos más potentes en el mundo para la conservación de la biodiversidad mediante la regulación del comercio de especies de flora y fauna silvestres. Se comercian miles de especies internacionalmente y son utilizadas por las personas en su vida diaria con fines alimentarios, de vivienda, tratamientos de salud, turismo ecológico, productos cosméticos y de moda.
 
La CITES regula el comercio internacional de más de 35.000 especies de plantas y animales, incluyendo los productos y derivados de las mismas, con el fin de garantizar su supervivencia en el medio silvestre y beneficiar el sustento de las poblaciones locales y el medio ambiente mundial. El sistema de permisos CITES tiene el objetivo de garantizar que el comercio de las especies incluidas en los Apéndices de la CITES sea sostenible, legal y trazable.
 
La CITES se firmó en Washington D. C. el 3 de marzo de 1973.
 
Para saber más sobre la CITES, visite: www.cites.org o síganos en:

www.facebook.com/CITES
www.twitter.com/CITES
www.youtube.com/c/CITES
www.flickr.com/CITES

https://www.linkedin.com/company/cites-org