Primera conferencia de alto nivel de las Américas sobre el comercio ilegal de vida silvestre

Discurso de bienvenida de la Secretaria General de la CITES

 

Excelentísimos Jefes de Estado, ministros, distinguidos invitados, señoras y señores,

Es con gran placer que me presento ante ustedes en esta primera conferencia de alto nivel de las Américas sobre el comercio ilegal de vida silvestre.

Seguimos constatando niveles extraordinarios de apoyo político de alto nivel y de cooperación internacional y regional y, en el contexto de este proceso, deseo felicitar al Gobierno del Perú por haber organizado esta importante conferencia, en colaboración con varios asociados.

Esta es una iniciativa notable de la región y los ojos del mundo estarán puestos en todos nosotros fortaleciendo aún más nuestros esfuerzos para combatir los delitos contra la vida silvestre.

Esta conferencia constituye un esfuerzo único y específico con miras a fortalecer el compromiso y la determinación de la región para combatir los delitos contra la vida silvestre y se basa en nuestros esfuerzos colectivos desde 2014 en Londres, Kasane y Hanói. Todos estos esfuerzos han desempeñado un papel fundamental que ha permitido mantener y reforzar el impulso y el apoyo político a la lucha contra el comercio ilegal de fauna y flora silvestres.

La CITES proporciona el marco jurídico fundamental para la regulación del comercio internacional de más de 36 000 especies de animales y plantas a fin de asegurar que este comercio sea legal, sostenible y trazable. El comercio internacional legal puede aportar grandes beneficios para alcanzar los objetivos de desarrollo sostenible, entre ellos la conservación de especies de flora y fauna y la contribución a la eliminación de la pobreza extrema en la cual viven 1.3 mil millones de personas. Sin embargo, el comercio ilegal de las especies silvestres es altamente nocivo y a menudo está asociado con impactos económicos, sociales y ambientales devastadores.

Como lo confirma el Informe de Evaluación Mundial sobre la Biodiversidad y los Servicios de los Ecosistemas de 2019, las especies y los ecosistemas de todo el mundo siguen disminuyendo rápidamente. Para frenar esta tendencia será necesario un cambio transformador basado en soluciones que hayan demostrado su eficacia.

Hoy en día disponemos, como nunca antes, de recursos financieros para enfrentar este problema, procedentes de toda una serie de fuentes bilaterales, multilaterales y filantrópicas.

También existe un apoyo técnico ampliamente mejorado a nivel de los países para impulsar estrategias específicas de reducción de la demanda, observancia reforzada, y me permito subrayar, la oferta de medios de sustento alternativos que es sumamente importante.

Con relación a la observancia, por ejemplo, ahora contamos con el Consorcio Internacional de Lucha contra el Delito de Vida Silvestre, ICCWC, que está proporcionando un apoyo coordinado a nivel nacional, regional y mundial para ayudar a las autoridades a combatir  los grupos de la delincuencia organizada transnacional. Entre otras cosas, el Consorcio está proporcionando apoyo para que se apliquen las mismas herramientas y técnicas que se utilizan para combatir otros delitos graves.

En la CoP18 de la CITES en Ginebra se tomaron decisiones audaces para combatir el comercio ilegal de vida silvestre. Por ejemplo, se adoptaron decisiones relacionadas con la conservación y el comercio de jaguares. Esta especie emblemática de la región, incluida en el Apéndice I de la CITES en 1975, fue reconocida como la especie insignia de los países de su área de distribución, de modo que la protección y conservación de la especie y su hábitat han pasado a ser una prioridad conjunta.  Ahora debemos seguir adoptando medidas concretas para aplicar esas resoluciones y decisiones.

La reciente Resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre la lucha contra el tráfico ilícito de fauna y flora silvestres, de septiembre de 2019, reconoció el importante papel de la CITES. La nueva Resolución refuerza la concentración de los esfuerzos en áreas clave de la lucha contra el tráfico ilícito de fauna y flora silvestres, instando a los Estados miembros a fortalecer la legislación y los reglamentos necesarios para prevenir, investigar, perseguir y castigar adecuadamente el comercio ilícito, así como el fortalecimiento de las respuestas en materia de aplicación de la ley y justicia penal.

Distinguidos delegados, la Secretaría de la CITES se ha comprometido a proporcionar el mejor apoyo posible a las Partes, para ayudarlas a cumplir eficazmente con sus obligaciones en el marco de la Convención. Todos tienen un papel importante que desempeñar. Todo el apoyo político, financiero y técnico que se ha generado debe continuar convergiendo y materializándose en un apoyo directo a la primera línea para implementar sus compromisos en el marco de la CITES.

Gracias una vez más al Gobierno del Perú por acoger esta Conferencia y a todos los distinguidos delegados por su compromiso y apoyo continuo para la supervivencia de la vida silvestre en el mundo.